FANDOM



N letter.pngosotros que conocemos los métodos antiguos somos conscientes de la existencia de un mundo espiritual, invisible para los ignorantes. Igual que un habitante de un reino, desconocedor de las maquinaciones políticas subyacentes, ve como un capricho de la fortuna un nuevo tributo o los preparativos para una batalla, muchos observan las inundaciones, las hambrunas y la locura con incomprensión e impotencia. Algo así resulta deplorable. Como dijo lamentándose el gran Cuilean Darnizhaan: "El poder de la ignorancia puede hacer añicos el ébano como si de cristal se tratara".

Después de todo, ¿cuál es el origen de estas fuerzas espirituales que mueven los hilos invisibles de Mundus? Cualquier neófito de Arteum sabe que estos espíritus son nuestros ancestros y que, a su vez, mientras vivían, ellos también estaban desconcertados con los espíritus de sus ancestros, y así una y otra vez hasta llegar al Acharyai original. Los daedra o dioses a los que la gente común recurre no son más que los espíritus de hombres y mujeres superiores cuyo poder o pasión les ha hecho gozar de una mayor influencia en el más allá.

Realmente, esta es nuestra verdad y nuestra religión. Aunque, ¿cómo nos ayuda esto a la hora de llevar a cabo nuestro deber sagrado de seliffrnsae o el de proporcionar "sepultura y fiel consejo" a los hombres inferiores?

Ante todo, es fácil comprender la necesidad tanto de dotar a los hombres buenos de un gran poder como la de conseguir que los hombres poderosos sean honestos. Reconocemos las múltiples amenazas que representa un tirano poderoso: engendra tanto crueldad, que alimenta el daedra Boethiah, como odio, que nutre al daedra Vaermina. Además, si muriera tras haber llevado a cabo un acto especialmente malévolo, podría llegar a gobernar en Oblivion y, aún peor, inspiraría a otros villanos, que verían aumentada su sed de poder, así como a otros gobernantes, que abrazarían la villanía. Sabiendo esto, hemos desarrollado cierta paciencia a la hora de tratar con dichos déspotas. Es necesario paralizarlos, humillarlos, empobrecerlos y encarcelarlos. Otros consejeros pueden abogar por el asesinato o la guerra, pero esta, aparte de que se considera algo insignificante desde el punto de vista espiritual, es cara y probablemente provoque al menos el mismo dolor a los inocentes que al cruel dictador. No, nosotros aunamos inteligencia porque somos diplomáticos dignos, no revolucionarios.

¿A qué son "fieles" nuestros consejeros? Somos fieles únicamente a los métodos antiguos: es esencial recordar siempre el mundo espiritual al tiempo que mantenemos los ojos abiertos en el plano físico. Ritos como el de Moawita del 2 de Fuego hogar y el de Vigyld del 1 de Segunda semilla se consideran medios esenciales para aumentar el poder de los espíritus beneficiosos y debilitar a los impuros. En consecuencia, ¿cómo podemos ser fieles, al mismo tiempo, a aquellos que aconsejamos y a la isla de Arteum? Quizá el sabio Taheritae lo explicó mejor: "En Mundus, el conflicto y la disparidad son los que producen el cambio, y el cambio constituye la más sagrada de las once fuerzas. El cambio es la fuerza que no tiene un foco u origen. Es deber de un psijic disciplinado [el iluminado] diluir el cambio cuando este acarree codicia, gula, pereza, ignorancia, prejuicios, crueldad... [en este punto, Taheritae enumera el resto de las 111 prodigalidades] e impulsarlo si provoca excelencia, belleza, felicidad e iluminación. Como tal, el fiel consultor tan solo tiene un maestro: su mente. Si el hombre al que aconseja el psijic actúa perversamente y causa oegnithr [un cambio negativo] y, de otro modo, no recibe consejo, es deber del psijic contrarrestar el oegnithr poniendo en marcha cualquier medio necesario [énfasis]".

Un estudiante de los métodos antiguos puede, de hecho, aliarse con un señor, pero esta es una relación peligrosa. Hay que hacer especial hincapié en que esta elección debe realizarse sabiamente. En caso de que el señor rechace el sabio consejo y ordene al psijic (por utilizar la palabra pasada de moda de Taheritae) llevar a cabo un acto contrario a las enseñanzas de los métodos antiguos, no habrá muchas opciones: el psijic puede obedecer, aunque involuntariamente, y caer en manos de las fuerzas oscuras contra las que ha luchado toda su vida; puede abandonar a su señor, lo que le reportará vergüenza tanto a él como a la isla de Arteum y, por ello, nunca se permitirá que vuelva a casa; o puede, simplemente, suicidarse.

¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.

También en FANDOM

Wiki al azar